El impacto del ejercicio físico en el cerebro

El ejercicio físico no solo es beneficioso para el cuerpo, sino que también puede tener un impacto positivo en el cerebro. Se ha demostrado que el ejercicio regular puede mejorar la función cerebral en varias áreas, como la memoria, la concentración y la capacidad de aprendizaje. Además, el ejercicio puede ayudar a reducir el riesgo de desarrollar enfermedades neurológicas como el Alzheimer y el Parkinson.

Cuando hacemos ejercicio, se produce un aumento en el flujo sanguíneo hacia el cerebro, lo que significa que el cerebro recibe más oxígeno y nutrientes. Esto puede ayudar a mejorar la función cognitiva y la capacidad de concentración. Además, el ejercicio también puede estimular el crecimiento de nuevas células cerebrales, lo que se conoce como neurogénesis, y fortalecer las conexiones entre las células cerebrales existentes.

Además de estos efectos a corto plazo, el ejercicio también puede tener efectos a largo plazo en el cerebro. Por ejemplo, se ha demostrado que las personas que hacen ejercicio regularmente tienen una mayor densidad de materia gris en el cerebro, lo que se asocia con una mejor memoria y capacidad cognitiva.

En conclusión, el ejercicio físico tiene un impacto significativo en el cerebro, mejorando la función cognitiva, la memoria y la capacidad de aprendizaje. Además, el ejercicio puede ayudar a reducir el riesgo de desarrollar enfermedades neurológicas como el Alzheimer y el Parkinson. Por lo tanto, incluir el ejercicio como parte de un estilo de vida saludable puede tener beneficios tanto para el cuerpo como para el cerebro.

Créditos video: youtube DR LA ROSA

 
 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

trece + 19 =

Abrir chat
1
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?